Tag Archives: Testigos de Jehová

TESTIGO EN PELIGRO

31 Ene

TESTIGO EN PELIGRO 

(La Nación) La negativa de los Testigos de Jehová a recibir transfusiones está planteando una situación difícil de resolver para el sistema de salud. Un médico explicó a La Nación: “Cuando hay que tomar una decisión en minutos, uno no le puede ir a preguntar al juez. Médicamente, estoy obligado a salvar la vida del paciente. Si lo transfundo, tal vez me haga un juicio. Pero si no lo hago y el juez considera que no hice todo para salvarle la vida, no tengo forma de defenderme, aun cuando esté exonerado”.

Hospital Rawson, 9/11/1914. 

Primera transfusión de sangre citratada: Hospital Rawson,Bs.As.,Argentina

9/11/1914.

La mitad de las aproximadamente 120.000 personas que integran este culto vive en la Capital y el Gran Buenos Aires. Sumadas a los asociados simpatizantes y familiares, representan un cuarto de millón de argentinos que creen que Dios les da la vida a través de la sangre y que extraerla de su cuerpo es extraer parte de la vida de Dios. Aquel creyente que no respete el precepto bíblico absténganse de sangre debe abandonar la congregación.

“Sabemos que se dicen muchas cosas sobre los Testigos, pero jamás se ha consultado a ninguno de nosotros”, se lamenta Mario Menna, director de Servicios de Información Hospitalaria de la Asociación de los Testigos de Jehová, un área que coopera con los médicos, los juzgados y los pacientes en la búsqueda de tratamientos alternativos que no interrumpan la circulación sanguínea.

“Como tienen una cultura diferente, es imposible entenderlos desde el punto de vista médico, y obligan a recurrir al principio bioético de autonomía”, explica José María Mainetti, médico y filósofo, director de la Fundación Oncológica Mainetti.

Métodos alternativos

Según el mencionado principio, el paciente tiene derecho a elegir lo que es mejor para él de acuerdo con sus propios valores y la información con que cuenta. ”Esto último forma parte del consentimiento informado -amplía el doctor Dufour- y exige explicarle cuáles son las alternativas a la transfusión de sangre.”

Dichas alternativas son, básicamente, las autotransfusiones.

La mayoría de los Testigos opta por uno de tres métodos:

a.la autotransfusión intraoperatoria por hemodilución normovolémica (una vez anestesiado, al paciente se le extraen unidades de sangre para utilizarlas durante o al final de la cirugía y simultáneamente se las reemplaza con un expansor de volumen plasmático);

b.la recuperación intraoperatoria de sangre, mediante el uso de un aparato similar al de la hemodiálisis,

c. o la recuperación postoperatoria: una vez finalizada la operación, se recoge la sangre que normalmente se perdería por los drenajes para reutilizarla. Este último procedimiento es complicado, oneroso y de uso poco frecuente.

Pero estas técnicas alternativas no pueden emplearse en todos los casos. Cuando los médicos estiman que la situación del paciente hace necesaria una transfusión, se topan con una realidad que los descoloca: el propio paciente no acepta lo que podría salvarlo.

Los Testigos llevan una tarjeta o medallita con la frase “No acepto transfusiones” y el dibujo de una bolsita de sangre cruzada por la franja roja de prohibido. Y otro documento, fundamental, llamadoDirectiva médica anticipada: exoneración de responsabilidades, firmado y certificado por escribano.

Controvertida exoneración

Sin embargo, este documento no siempre deja tranquilos a los profesionales. “El documento tiene una validez limitada a casos normales, de personas mayores de edad, capaces de comprender su situación y la información suministrada, y participar libremente en la toma de decisiones”, explica el juez Pedro Hooft, presidente de la Asociación Argentina de Bioética.

Si bien la ley mencionada en la exoneración (17.132, artículo 19, inciso 3) establece el deber de respetar la voluntad del paciente en su negativa a tratarse o internarse, aun cuando implique peligro para su vida,simultáneamente los códigos de ética profesional (que no tienen fuerza de ley) disponen que el médico “actuará directamente aun contra la voluntad del enfermo en casos de peligro grave e inminente”.

“Al no haber una legislación clara al respecto -explica Hooft-, los médicos recurren a un juez para que decida.” Según las normas actuales, cuando un centro médico recibe a un Testigo con potencialidad de requerir una transfusión, ”hay que dar aviso inmediato a las autoridades del centro e informar el estado de gravedad del paciente al Comité de Enlace de los Testigos de Jehová -explica el doctor Dufour-. Si hay que intervenir de urgencia o se trata de mayores incapaces (inconscientes, por ejemplo) o menores, se denuncia en la comisaría más cercana para que el juez autorice una transfusión “que aun así -reconoce Dufour- es difícil de implementar”.

“¡Es que los jueces a veces ni saben de qué se trata; ordenan la transfusión y listo! -protesta Mario Menna-. Existe un prejuicio contra nosotros y debería haber condenas para estos jueces que violan el señorío que tenemos sobre nuestro propio cuerpo, garantizado por la Constitución”, arguye.

No es fácil para un médico, cuya misión es defender la vida, entender a los Testigos. “Nos da rabia cuando un paciente obstinado se niega a aceptar lo que para nosotros es el tratamiento indicado -reconoce Dufour, que recuerda a una paciente de 60 años que padecía anemia hemolítica y no quiso hacerse transfusiones, imprescindibles en esa patología-. Eso precipitó su final, que posiblemente no habría ocurrido con otro tratamiento.”

“Los testigos conocen los riesgos que corren, e incluso algunos han fallecido -explica con tranquilidad Menna-. Todo depende de la pericia del profesional: si utiliza todos los métodos, la posibilidad de muerte es mucho menor.” Para ilustrar sus dichos, se refiere al caso de la señora M. Herrera, de La Pampa, que sufrió una severa hemorragia a continuación de una histerectomía. “Como el equipo que la atendía no estaba usando tratamientos alternativos, firmó el alta voluntaria y la trasladaron en ambulancia a la Clínica Lugano, donde se recuperó.”

Transfusión de sangre

«Se llama transfusión a la inyección de sangre proveniente de un individuo, llamado donante o dador, en el sistema circulatorio de otra persona para reintegrar el volumen habitual perdido o para mejorar la composición de la sangre. La cantidad media de sangre en un individuo adulto es de alrededor de cinco litros. Esa cantidad puede verse reducida por hemorragias que responden a patologías, heridas y quemaduras producidas por accidentes o durante las cirugías.

La óptima composición de la sangre también puede verse afectada, siendo necesario recomponerla. En el tratamiento de algunas anemias, por ejemplo, pueden ser requeridas pequeñas transfusiones para compensar la pérdida de glóbulos rojos, lo cual no constituye una cura para la enfermedad pero puede mejorar el estado general del paciente. Los elementos que se reponen en esas transfusiones son los eritrocitos o glóbulos rojos, plaquetas, plasma, crioglutinina, etc. A veces lo que se transfunde no es sangre, sino un hemoderivado o algún elemento sustitutivo como las soluciones salinas. Pero en este último caso no se puede sustituir por mucho tiempo la cantidad necesaria de sangre, y si el organismo del receptor no la genera, se deberá recurrir a una transfusión de sangre.

Antes de una transfusión es necesario estudiar la sangre del donante para evitar incompatibilidades y posibles infecciones parenterales.»[0]

«En Estados Unidos, cada dos segundos alguien necesita una transfusión de sangre. La mayoría de los estadounidenses necesitarán una transfusión de sangre en algún momento de sus vidas.»[1]

La sangre:[2]

 

La historia de la sangre

Un doctor romano llamado Galeno creía que la sangre se formaba en el hígado y no sabía que el corazón bombea la sangre para que circule a través de las arterias y venas. No fue hasta mediados del siglo XVII que se descubrió que la sangre circula por todo el cuerpo bombeada por el corazón.

 

Los glóbulos blancos defienden el organismo de enfermedades e infecciones

Los glóbulos blancos forman parte del sistema de defensa del organismo. Hay tres tipos de glóbulos blancos: granulocitos, linfocitos y monocitos. Todos ellos combaten infecciones causadas por las bacterias, virus y microbios que pueden causar enfermedades.

 

 

Circulación sanguínea

Un viaje completo de ida y vuelta de la sangre tarda, en promedio, sólo de 30 a 45 segundos, y aún menos cuando se está haciendo ejercicio. El cuerpo humano tiene tantas millas de vasos sanguíneos que, puestos uno a continuación de otro, podrían dar la vuelta a la Tierra dos veces y todavía sobraría un poco.

 

Diferentes tipos de sangre y actividad

La sangre humana puede clasificarse en cuatro grupos sanguíneos: O, A, B y AB. Los grupos A y B tienen ciertos antígenos hereditarios, o marcadores, que aparecen en la superficie de sus glóbulos rojos. Los grupos de sangre más comunes en Estados Unidos son A Rh positivo y O Rh positivo. Aproximadamente el 72 por ciento de la población corresponde a uno de estos dos grupos. La sangre más escasa es la AB Rh negativo.

Video [3]

«El elemento central del programa Mi Sangre, Tu Sangre® es el video que demuestra el funcionamiento del sistema circulatorio, la composición de la sangre, y la importancia de la sangre en nuestro organismo mediante animación científica de última generación en tres dimensiones para ilustrar los conceptos presentados. El módulo para alumnos secundarios también ofrece entrevistas con receptores de sangre, estudiantes y científicos bioquímicos.

Conoce a nuestro simpático e informado animador Jaime Méndez, quien guía a los estudiantes a través del fascinante universo de las células sanguíneas, la biología y la donación de sangre.

Descubre la historia de las ciencias de la sangre, su composición, cómo se producen las células sanguíneas y cómo ellas cumplen sus funciones de oxigenar y reparar los tejidos del cuerpo.

Observa cómo los diferentes tipos de glóbulos blancos (por ejemplo, leucocitos y granulocitos) defienden al cuerpo de la invasión de los gérmenes.

Escucha a los receptores de sangre explicar el impacto que la donación de sangre ha tenido en sus vidas, y presencia charlas de donantes de sangre Hispanos sobre cómo es el proceso de donar sangre y cómo se sienten al hacerlo.»

Haz click abajo para ver un segmento:

Windows Media Conexión de velocidad alta (8.40Mb ~2.9 mins. @384Kbps)
  Conexión de velocidad intermedia (2.72 Mb ~ 2.8 mins. @128Kbps)
  Conexión de velocidad baja (1.16Mb ~ 2.8 mins. @56Kbps)
   
Quicktime Conexión de velocidad alta (9.13Mb ~ 3.2 mins. @384Kbps)
  Conexión de velocidad intermedia (3.23Mb ~ 3.4 mins. @128Kbps)
  Conexión de velocidad baja (1.64Mb ~ 3.9 mins. @56Kbps)
   
Real Video Conexión de velocidad alta (8.34Mb ~ 2.9 mins. @384Kbps)
  Conexión de velocidad intermedia (2.68Mb ~ 2.7 mins. @128Kbps)
  Conexión de velocidad baja (1.12Mb ~ 2.7 mins. @56Kbps)


Historia

Desde tiempos remotos se creyó que la sangre era factor de salud y fuerza, y en algunas culturas se daba a beber sangre humana para vigorizar o reanimar enfermos. Hay evidencias de que en la Roma Imperial se usaba la sangre de los gladiadores heridos en la arena para la curación de la epilepsia. La idea de la transfusión de sangre ya existía en 1556, cuando Jerónimo Cardano de Basilea, en su obra De Rerum Varietate, sugirió reemplazar la de los delincuentes.[4]

Primeras transfusiones registradas

«La primera transfusión de sangre registrada fue la hecha entre perros por el médico inglés Lower alrededor de 1666. En 1667 el científico francés Juan Bautista Denys hizo una transfusión a un ser humano usando sangre de carnero. En el siglo XIX se hicieron experiencias de transfusión directa de sangre entre personas, a veces con consecuencias fatales por la ignorancia de las incompatibilidades sanguíneas. La delicada tarea se llevaba a cabo conectando la arteria del dador con la vena del receptor a través de una complicada intervención quirúrgica. Se necesitaba un lugar con asepsia extrema, no se podía medir con precisión la cantidad de sangre transferida, el dador necesitaba mucho tiempo para recuperarse y se exponía a riesgos como infecciones, embolias y trombosis.

En el año 1900 el investigador austríaco Karl Landsteiner identificó algunas de las sustancias sanguíneas responsables de la aglutinación de los glóbulos rojos, logrando por primera vez identificar grupos sanguíneos y algunas de sus incompatibilidades.

Las transfusiones directas todavía se practicaban a comienzos del siglo XX porque era imposible conservar la sangre extraída inalterada para su posterior uso. Al cabo de pocos minutos (de seis a doce) comenzaba su coagulación, manifestada inicialmente en un aumento gradual de viscosidad que terminaba con su casi completa solidificación. La coagulación es una defensa del organismo para taponar las heridas y minimizar las hemorragias. Hoy se sabe que un coágulo está casi totalmente formado por eritrocitos sujetos por una red de filamentos de fibrina. La fibrina no existe normalmente en la sangre, se crea a partir de la proteína plasmática fibrinógeno por la acción de la enzima trombina. La trombina, a su vez, no está naturalmente presente en la sangre, se genera a partir de una sustancia precursora, la protrombina, en un proceso en que intervienen las plaquetas, algunas sales de calcio y sustancias producidas por los tejidos lesionados. Como los coágulos no se generan si falta cualquiera de estos elementos, la adición de citrato de sodio (que elimina de la sangre los iones de calcio) evita su formación.

La investigación de Agote

Luis Agote, preocupado por el problema de las hemorragias en pacientes hemofílicos, encaró el problema de la conservación prolongada de la sangre con la colaboración del laboratorista Lucio Imaz. Sus primeros intentos, como el uso de recipientes especiales y el mantenimiento de la sangre a temperatura constante, no dieron resultado. Buscó entonces alguna sustancia que, agregada a la sangre, evitara la coagulación. Luego de muchas pruebas de laboratorio in vitro y con animales, Agote, aunque sin conocer el origen bioquímico del comportamiento, encontró que el citrato de sodio (sal derivada del ácido cítrico) evitaba la formación de coágulos. Esta sustancia, además, era tolerada y eliminada por el organismo sin causar problemas ulteriores. La primera prueba con personas se hizo el 9 de noviembre de 1914, en un aula del Instituto Modelo de Clínica Médica, teniendo como testigos al Rector de la Universidad de Buenos Aires, Epifanio Uballes, el decano de la Facultad de Medicina, Luis Güemes, el Director General de la Asistencia Pública, Luis Güemes Baldomero Somer, y el intendente municipal, Enrique Palacio, además de numerosos académicos, profesores y médicos. Durante la misma un enfermo que había sufrido grandes pérdidas de sangre recibió la transfusión de 300 cm3 de sangre previamente donados por un empleado de la institución y conservados por la adición de citrato de sodio. Tres días después el enfermo, totalmente restablecido, fue dado de alta.

Luis Agote, lejos de los centros científicos más importantes y avanzados, logró resolver el problema de las transfusiones que angustiaba a los miles de médicos reclutados por los ejércitos europeos durante laPrimera Guerra Mundial. Fue un gran aporte a la medicina mundial, que contaría desde entonces con un método de transfusión de sangre simple, inocuo y fácil de ejecutar por un profesional idóneo. El periódico estadounidense New York Herald publicó una síntesis del método de Agote y percibió sus proyecciones futuras, afirmando que tendría muchas otras aplicaciones además del tratamiento de hemorragias agudas.

Otros investigadores

Ya finalizada la Primera Guerra Mundial, el belga Albert Hustin (Academia de Ciencias Biológicas y Naturales de Bruselas, Bélgica, el 27/3/1914) y el norteamericano Richard Lewisohn (Mount Sinai Hospital, Nueva York, EEUU, en 1915) se atribuyeron la prioridad del descubrimiento. Se inició entonces un largo intercambio epistolar entre Agote y los científicos mencionados, y se acumularon entrevistas, artículos, comunicaciones y citas en distintas revistas médicas sobre la discutida prioridad. En todo este despliegue, sin acaloramientos, el tecnólogo argentino se limitó a señalar objetivamente fechas y procedimientos. Probablemente se trató de investigaciones independientes que dieron su fruto en forma más o menos simultánea. Lo que importa resaltar es la actitud solidaria de Agote, quien no trató de patentar su resultado, lo comunicó de inmediato a medios de prensa, representaciones diplomáticas de todos los países entonces en guerra y revistas médicas internacionales, haciendo posible salvar a incontables personas en grave riesgo de muerte.»[5]

«Con los descubrimientos realizados acerca de la circulación de la sangre por William Harvey, se inició una investigación más sofisticada para las transfusiones de sangre en el siglo XVII, con experimentos acertados de transfusiones en animales. Sin embargo, las investigaciones sucesivas en seres humanos no fueron tan exitosas y continuaron trayendo muerte.

El primer intento de transfusión sanguínea registrado ocurrió en el siglo XV relatado por Stefano Infessura. En 1492 el Papa Inocencio VIII cayó en coma, por lo que se requirió de la sangre de tres niños para administrársela através de la boca (ya que en ése entonces no se conocía la circulación sanguínea) a sugerencia del médico. A los niños de 10 años de edad se les prometió pagarles con sendos ducados de oro, sin embargo tanto el Papa como los jovencitos murieron. Algunos autores desacreditan el relato de Infessura, acusándolo de antipapista.

La primera transfusión de sangre humana documentada fue administrada por el Dr. Jean-Baptiste Denys el15 de junio de 1667 describió el caso de un enfermo de sífilis que murió después de haber recibido tres transfusiones de sangre de perro: ”Estaba en el procesos exitosos de recibir la tranfusión… pero algunos minutos después… su brazo se calentó, su pulso aceleró, el sudor brotó sobre su frente, se quejaba de fuertes dolores en los riñones y en el estómago, su orina era obscura, negra de hecho… luego murió…”.

Recién durante la primera década del siglo XIX se identificaron los diferentes tipos de sangre, y que la incompatibilidad entre la del donante y el receptor podía causar la muerte.

Karl Landsteiner descubrió que las personas tenían diferente tipo de sangre y que las transfusiones no eran compatibles entre personas de diferente tipo. En 1901 describió el sistema de ABO y en 1940 el sistema Rh.

El método de conservación de sangre humana para su uso diferido en transfusiones, mediante la adición de citrato de sodio, fue desarrollado por el médico argentino Luis Agote en 1914.

Contraindicaciones y tipos de sangre

Para realizar transfusiones, deben tomarse medidas para asegurar la compatibilidad de los grupos sanguíneos del donante y el receptor, para evitar reacciones hemolíticas potencialmente fatales.

La tabla de compatibilidades e incompatibilidades de tipos de sangre es como sigue:

COMPATIBILIDAD SANGUÍNEA

Tipo de sangre

Puede donar a

Puede recibir de

A+

A+ AB+

0+ 0- A+ A-

A-

A+ A- AB+ AB-

0- A-

B+

B+ AB+

0+ 0- B+ B-

B-

B+ B- AB+ AB-

0- B-

AB+

AB+

TODOS

AB-

AB+ AB-

AB- 0- A- B-

0+

A+ B+ AB+ O+

0+ 0-

0-

TODOS

0-

Sin embargo, no son el AB0 y el Rh los únicos tipos de grupos sanguíneos existentes. Existen otros tipos de grupos sanguíneos menos conocidos por ser menos antigénicos que los anteriores y por lo tanto menos susceptibles de provocar reacciones de incompatibilidad. Por ello es imprescindible realizar pruebas cruzadas entre la sangre de donante y la del receptor, para descartar la existencia de anticuerpos en el receptor contra eritrocitos del donante. Antiguamente este análisis se hacía observando la reacción almicroscopio y valorando con el mismo la aparición o no de aglutinación (incompatibilidad). En la actualidad el proceso está automatizado y ya no es imprescindible depender únicamente de la fiabilidad del observador al microscopio.

Enfermedades de transmisión mediante transfusión de sangre

Hepatitis B

Hepatitis C

Sífilis

SIDA

Eristroblastocis fetal

Citomegalovirus »[6]

Banco de sangre

«Si bien todavía es posible la transfusión directa, en la cual se transfunde la sangre en el mismo momento en que se está extrayendo al dador, lo más usual es que se use sangre previamente extraída. Un banco de sangre es una reserva de bolsas de sangre a la espera de ser transfundidas a los pacientes que lo necesitan. La sangre llega al banco desde las personas donantes, llamadas dadores, los cuales lo hacen en forma voluntaria. Antes de reservar la sangre en el banco es necesario cumplir con los pasos descriptos en el ítem anterior. Al donante se le extraen normalmente entre 300 y 350 cm3. Se aconseja al dador no donar más de 2 veces en el año, aunque algunas personas donan cada tres meses. El volúmen extraído es recuperado por el organismo del dador rápidamente.

La sangre puede ser reservada en el banco en bolsas especiales durante alrededor de 35 días a menos de 0 grados. Las bolsas tienen una capacidad de 500 cm3, para dar lugar a la incorporación de anticoagulantes.

Algunos hemoderivados no pueden ser reservados tanto tiempo. Las plaquetas, por ejemplo, se podrán reservar por un máximo de 5 días, debiendo estar en movimiento continuo.

Podemos decir que en sociedades con escasa conciencia de la necesidad de donar, la sangre es un elemento escaso. Diversas instituciones públicas y privadas se han dedicado a la tarea de mantener provistos a los bancos de sangre para poder responder a las necesidades emergentes. Algunas medidas alentadoras pueden ser dispuestas para que las personas decidan convertirse en dadores, como por ejemplo el día de trabajo libre para quien va a donar.

Otras instituciones organizan grupos solidarios, cuyos miembros donan sangre con regularidad, teniendo el derecho a recibir transfusiones en el caso de necesitarlas para ellos o para sus familiares. Pero hay que decir que, sea por miedos o desinformación, la gente no es lo suficientemente solidaria en este sentido. »[7]

Autotransfusión

«Es la transfusión ideal, ya que donante y receptor son una misma persona, evitando cualquier problema de incompatibilidad e infecciones. Se puede implementar en casos de cirugías programadas, pero no en casos de urgencias como por ejemplo los accidentes. La autotransfusión ha adquirido vigencia desde la aparición del sida. Esto es así porque en la infección por HIV, existe un pequeño riesgo de transmisión durante una tranfusión, ya que el análisis para detectarlo es indirecto, acusando la presencia del virus a través de la detección de los anticuerpos que generamos contra él. En infecciones recientes (0 á 3 meses), el organismo no ha tenido suficiente tiempo para generar esos anticuerpos, pero el virus será transmitido de igual manera.»[8]

Autor:

Christian Sanz (11-9-2000), Ciencia al día

Fuente:

http://www.sectas.org.ar/noticias2.htm

[0] http://www.latinsalud.com

[1] http://www.misangretusangre.com

[2] Ibid

[3] Ibid

[4] Luis Agote (Wikipedia)

[5] Ibid

[6] Transfusión de sangre

[7] http://www.latinsalud.com

[8] http://www.latinsalud.com

 

Anuncios

Testigos de Jehová (¿Quién es el esclavo fiel y discreto?)

30 Ene

Testigos de Jehová (¿Quién es el esclavo fiel y discreto?)

La sociedad Watchtower de los testigos de Jehová afirma que “Su cuerpo Gobernante” es el más alto puente que usa Jehová en la tierra para dar su alimento espiritual a sus fieles y a su debido tiempo. Es muy bien sabido por todos los Testigos de Jehová que “El Cuerpo gobernante” es el máximo puente entre Dios y los hombres. Al igual que los Católicos, que enseñan que el Papa es el sumo puente (Sumo Pontífice) entre Dios y los Catòlicos, para los Testigos de Jehová ese puente máximo está formado por un grupo de personas de carne y hueso imperfectas que vendría a ser el ” El Sumo Pontífice Cuerpo Gobernante”.
Para todos los Testigos de Jehová, las doctrinas y nuevas “luces”, dictadas por el “Cuerpo gobernante” vienen de Jehová por inspiración divina, quien les da el “entendimiento” a su “esclavo fiel y discreto”. Todos los Testigos de Jehová acatan todas las enseñanzas del “esclavo” sin titubear, ni dudar porque vienen de Jehová, según acabamos de leer en la Revista La Atalaya del 1 de Julio de 1973, página 402 y en el anuario de 1975, 14 de Febrero.
Si la Watchtower es la supuesta Organización que Jehová usa en la tierra para dar su alimento espiritual a su debido tiempo a sus fieles Testigos de Jehová

Aprendiendo sobre los Testigos De Jehová

30 Ene

Aprendiendo sobre los Testigos De Jehová


¿Alguna vez escucho hablar sobre Los Testigos de Jehová? Ahora puede, profundizarse en este tema y aprender un poco mas, leyendo este interesante E-Book.

¿Porque se dice que son testigos de Jehová? ¿Que hay detrás de todo esto?

La verdadera respuesta esta en este E-book, el cual nos explica breve y detenidamente el porque se les dice Testigos de Jehová.

Descargar el Libro Aprendiendo sobre Los Testigos de Jehová. 

Testigos de Jehová

30 Ene

Testigos de Jehová

Secta estadounidense. Desde su sede en Brooklin, Nueva York, y mediante la publicación de las revistas Atalaya y Despertad, los Testigos de Jehová se han extendido por todo el mundo. El origen de la secta se encuentra en las ideas de C.T. Russell que inició ese movimiento en la década de 1870. Esta secta se organizó, en 1884, con el nombre de Watch Tower Society [Sociedad del Atalaya]. Luego, en 1914, fundaron la Asociación Internacional de Estudiantes de la Biblia. Uno de sus primeros líderes fue J.F. Rutherford, quien reemplazaría a Russell en la dirección. A su vez Nathan Knorr dirigió el grupo a la muerte de Rutherford. En 1931, adoptaron definitivamente el nombre actual de Testigos de Jehová.

Los miembros o «proclamadores» deben dedicar gran parte de su tiempo a la «publicación» o «proclamación» de las buenas nuevas del Reino de Jehová.

Presentan algunas características del ® ARRIANISMO en su cristología. Jesús fue, según ellos, un hombre que murió para rescatar a los descendientes de Adán de la muerte física, y al resucitar fue exaltado por encima de los ángeles. Su creencia en el Espíritu Santo (aunque no son trinitarios), se limita a considerarle la «fuerza activa de Jehová». Anunciaron el fin del mundo para 1914, lo cual justifican con variadas interpretaciones. Esperan el fin del mundo en cualquier momento, aunque solo ciento cuarenta y cuatro mil «ungidos» irán al cielo. Los demás Testigos de Jehová (únicos en salvarse) habitarán la tierra nueva. No creen en la inmortalidad del alma, sino solo en la resurrección.

No prestan servicio militar, sino obediencia absoluta a la organización «teocrática», es decir, a la corporación religiosa a la que pertenecen. Consideran a la Iglesia Católica como la «gran ramera», y a los protestantes y evangélicos como los hijos de la misma. El mundo religioso, aparte de ellos, es «Babilonia la grande».

Ramos, Marcos Antonio, Nuevo Diccionario de Religiones Denominaciones y Sectas, (Nashville, TN / Miami, FL: Editorial Caribe Inc., Thomas Nelson, Inc.) 2000, c1998.

La Iglesia Apostólica de la Fe en Cristo Jesús rechaza metodo de los Testigos de Jehová.

18 Ene

La Iglesia Apostólica de la Fe en Cristo Jesús rechaza metodo de los Testigos de Jehová.

testigos_de_jehova_050109Tijuana, México – Ante la negativa de la gente para escuchar la palabra de Dios a través de los testigos de Jehová, miembros de esta religión utilizan la inocencia infantil para tocar a la puerta de los hogares y se les permita el acceso.

Al menos así lo reconocieron los señores Rodríguez Alcázar, un matrimonio que desde hace 10 años practica esta religión junto con sus dos hijos adolescentes de 12 y 13 años, a quienes desde pequeños se les enseña la divina palabra a través de Jehová.

Niños que “convencidos” por sus padres aceptan esta religión o “secta” como la llama la Iglesia Católica, llevándola casa por casa, acompañados de sus progenitores y de los demás hermanos que se entregaron al Creador como testigos de Jehová.

Por lo que a diario o tres veces por semana recorren las cuadras de cada colonia de Tijuana, para enseñar la palabra con la Biblia en mano, a la vez que entregan revistas donde plantean temas religiosos y científicos.

Para Martha Rodríguez y Aníbal Alcázar enseñar la palabra como testigos de Jehová es lo mejor que pueden hacer por sus hermanos que todavía no encuentran a Dios, ya sea a través de los niños o los adultos, y si utilizan a los primeros es porque proyectan más inocencia, además de que pueden ser ejemplo a seguir.

Sin embargo, otras sociedades religiosas como la Iglesia Apostólica del Fe en Cristo Jesús no están de acuerdo que se utilice a los menores para evangelizar, porque no se les debe obligar, sino dejarlos que decidan su propio camino religioso.

Lo anterior, porque muchas veces estos niños son obligados por sus mayores a seguir esta religión cuando no lo desean, obligándolos a acatarla y pregonarla, violándose sus propios derechos.

Josué Mendoza, obispo de la Iglesia Apostólica de la Fe en Cristo Jesús, dijo que ha escuchado que los testigos de Jehová usan a los niños para entrar a los hogares y evangelizar, pero no le consta, lo cual en la religión que representa no se hace.

“Nosotros no usamos a los niños para evangelizar porque no es correcto, porque un niño no sabe lo que hace, que aunque fue instruido y tiene la doctrina, en nuestro asociación siempre es el adulto quien va a los hogares”, expuso.

El líder religioso indicó que en la Iglesia Apostólica de la Fe en Cristo Jesús a los niños los llevan a adorar a Dios, y reciben el estudio pedagógico de acuerdo a su edad, mas no se le envía a evangelizar a los hogares.

“Ahí les damos la clase de doctrina, pero no los sacamos a evangelizar”, precisó.

Explicó que en esta iglesia se evangeliza a los menores de 6 años en adelante, a través del estudio, mediante la alabanza a Dios pero no se les impone nada, si no desean, porque estarían violando sus derechos.

“No se le debe obligar, porque el niño debe decidor si va o no a escuchar la palabra de Dios a través de esta Iglesia o de otra”, dijo.

Detalló que en la Iglesia Apostólica de la Fe en Cristo Jesús trabajan mediante el sistema de red de células de identificación, invitando a la gente a través de sus hermanos en cada barrio a acercarse a Dios mediante esta sociedad religiosa.

“Ellos llevan a sus niños a la Iglesia donde los atienden una maestra o maestro, enseñándoles la palabra de Dios pero los obligamos a que acepten nuestra feligresía”, insistió el religioso.

Incluso dijo que algunos hermanos líderes de esta iglesia en su comunidad, invitan a sus vecinos, amigos y familiares, quienes llevan a sus hijos al templo de su colonia, para que reciban las clases en grupos y se interesen en la palabra de Dios a través de la Iglesia Apostólica de la Fe en Cristo Jesús.

Testigos de Jehová (Charles T Russell era Masón)

6 Ene

Testigos de Jehová (Charles T Russell era Masón)

Hace algún tiempo llegó a mis manos información de que el fundador de los Testigos de Jehová, habría tenido, hasta su muerte, relación con la Masonería. En ese sentido es que me propuse investigar algunos aspectos respecto a la simbología masónica y su aplicación en los primeros años del movimiento de los ahora Testigos de Jehová, y que en un principio eran popularmente conocidos como RUSSELISTAS.
En Primer lugar, la información por mí recibida, por un amigo que pertenece a un grupo Cristiano denominado Nueva Vida, indicaba que RUSSELL era un Masón de Grado 33, es decir uno de los más sublimes y esotéricos. Así que lo primero que busqué en internet fueron Símbolos Masónicos de Grado 33. Para mi sorpresa la fotografía publicada en el sitio:http://rayuela.uc3m.es/~nogales/MAS/M…, contiene enorme similitud con la simbología usada tanto en las publicaciones iniciales de los “Estudiantes de la Biblia” como en las insignias que ellos llevaban. Además del uso del Tetragramaton , que tanto se ha divulgado en las publicaciones de los Testigos de Jehová hasta el día de hoy.
Despues de mostrar las evidencias en este video, no le quedará dudas de que el fundador de los Testigos de Jehová era un Masón de grad0 33, convicto y confeso.

Salir de la Watchtower: ¿Por qué Es Tan Difícil?

31 Dic

Salir de la Watchtower: ¿Por qué Es Tan Difícil?

“Coming Out of the Watchtower: Why Is It So Difficult?”

“¿Por qué usted simplemente no puede salir de esa religión y no volver más? ¡Ellos no lo están aguantando a usted!”

¿Usted le ha dicho esto alguna vez a una persona que está luchando por dejar un culto o una iglesia manipulante? En ese caso, fue porque usted nunca estuvo al tanto del grado de control emocional y psicológico que los cultos ejercen sobre sus miembros. ¿Por qué es tan difícil para ellos salirse, incluso cuándo ellos saben que algo está tremendamente equivocado en su religión? ¿Y, una vez que ellos salen, por qué es tan difícil ser “normal” e ir a la iglesia como todos los demás?

En la edición de junio del 1991 de la revista Longevity [“Longevidad”] se presentó un breve testimonio de un joven que fue criado por una madre descomunalmente religiosa quien le dijo a una edad muy joven que la única manera que él podía estar orgulloso de su vida era si él nunca tenía sexo y se convertía en un sacerdote católico. Joshua Butler fue aislado en la escuela para guardarlo de amigos que pudieran presentarle cosas mundanas. Su madre rezaba diariamente por cinco horas y Joshua y su padre recitaban el rosario de rodillas todas las noches, incluso delante de los invitados. Cuando Joshua tenía ocho años ella prohibió todas las películas y la televisión de sus vidas. Él relata: “Ella era la solitaria fundadora y miembro de La Liga para Modestia en el Vestuario, y nos forzaba a mi padre y a mí para que fuéramos a misa todos los días”.

A la edad de nueve años, Joshua compartió con su padre la lucha que tenía con el estilo de vida tan rígido que llevaba. Ellos idearon un plan: “Todos los sábados, cuando mi madre nos permitía visitar los parques y los planetarios, mi padre y yo en cambio nos íbamos al cine y escuchábamos música popular y durante algún tiempo completamente nos olvidábamos de la vida que mi madre nos tenía sujetos”. Joshua y su padre lograron descubrir un dispositivo para poder mantener su cordura y el sentido de la realidad con el mundo exterior. “Los cines fueron mi salvación. Ellos me mostraron que la vida es una historia, una fascinante, compleja y significante historia. Y entendí que esto también se aplicaba en mi vida”.

Joshua y su padre confrontaron a su madre con su incredulidad sobre su religión cuando él tenía once años. Ella se separó de su esposo, y después se casó con un hombre 16 años menor que ella quién compartía su mismo fervor religioso. “De vez en cuando ella me enviaba una hoja impresa o una cinta que sugería que yo me iría al infierno, para los días de fiesta ella me llama, pero sólo para predicarme o charlar como si nada hubiese cambiado”. Joshua (ahora de17 años) y su padre fueron víctimas de un culto de una sola persona.

Las herramientas de manipulación fueron el temor a Dios, la culpa, y la necesidad de mantener la paz en el hogar. Se usó el aislamiento para impedirle a Joshua tener un sentido bien desarrollado de lo que es la realidad de la vida. La demanda de pureza y la herramienta de la confesión fue usada para hacer que Joshua se sintiese culpable por tener los mismos deseos normales que todos tenemos.

Las personas que nunca han estado envueltas en iglesias legalistas o en cultos no pueden entender estos poderosos factores que simplemente mantienen aisladas a las personas. Para la persona que tiene un sentido bien desarrollado de lo que es la realidad e incluso un poco de confianza en sí mismo, le parece increíble que personas puedan ser víctimas de estos grupos sectarios. Un reciente programa de entrevistas el Sally-Jessy Raphael Show entrevistó a tres hombres jóvenes que fueron entrampados una vez en cultos y posteriormente des-programados, y también se entrevistó a sus madres quienes lucharon muchísimo para conseguir sacar a sus hijos fuera. Los tres jóvenes estuvieron unánimemente de acuerdo que en las religiones donde ellos estuvieron envueltos, ellos eran personas totalmente diferentes, víctimas del control mental por los poderosos líderes de su iglesia. Incluso a ellos se les indicó que se tornaran en contra de sus padres.

Dejando la Watchtower

Según usted vaya leyendo las cartas al editor en esta Hoja informativa, usted escuchará historias similares de aquellos que han pasado muchos años de sus vidas en la organización de la Watchtower. Para algunos de ellos, tomó mucho tiempo para finalmente salirse. Las razones fueron el miedo, la culpa e inseguridades; miedo de que Dios los castigara por rechazarlo (siendo que dejar la organización equivale a dejar a Dios), culpas por tener pensamientos de salirse, y la inseguridad de atravesar una vida sin la “madre” la organización. A los Testigos de Jehová se les aísla desde el principio, diciéndoles que la Watchtower es la única verdadera religión y que el diablo está allá afuera listo para desencaminarlos de ella. No les permiten leer otra literatura religiosa o puntos de vista bíblicos, ni les permiten leer algo que de forma alguna critique la Watchtower. Esta forma de aislamiento eficazmente los inocula de poseer un sentido claro de la realidad en la vida. Están en un mundo de “ellos contra nosotros”, en la cual a ellos se les ofrece el único asilo seguro para sus pensamientos, y a todas las demás personas se les consideran como potencialmente peligrosas. ¿No es asombroso por qué los Testigos de Jehová no están apresurándose a dejar la organización?

Los miembros familiares dentro de la Watchtower también son un factor poderoso. Para la mayoría de los Testigos, sus familiares y sus amigos en el Salón del Reino son los únicos con quienes ellos se asocian. Si uno deja la religión, los familiares normalmente también les rehuyen. Para aquellos de nosotros quiénes amamos nuestros padres, hermanos, hermanas y sus niños, el pensar que nunca podremos verlos de nuevo o hablar con ellos es sumamente doloroso. A esto es precisamente lo qué se enfrenta un Testigo de Jehová que deja la Watchtower.

Qué puede Usted Hacer para Ayudar

NO fuerce sobre ellos doctrinas, insistiendo que crean en la Trinidad, el infierno, etc. Es mejor para ellos tratar con estos temas luego, cuando ya no sean tan pavorosos para ellos.

NO los fuerce a que asistan a una iglesia, siendo que a ellos se les han enseñado a creer que las iglesias son un asilo de demonios y de falsas doctrinas. Déles un poco de espacio que ellos en el futuro cambiarán.

NO sea insensible ante sus traumas. Para un Testigo que deja la Watchtower, puede parecerle que su mundo entero está derrumbándosele a su alrededor debido a su miedo e inseguridades. Si usted es insensible a esto, ellos quizás pierdan la confianza en usted.

SÍ anímeles que ellos hagan cosas normales, “divertidas” como tomar unas vacaciones, o ir a ver una película. Mientras más exposición ellos tengan con personas no sectarias mejor es para ellos.

SÍ muéstreles videos de miembros anteriores de otros cultos que pasaron por los mismos traumas que ellos ahora están enfrentando. Esto es inmensamente beneficioso. Llame nuestro ministerio Bethel Ministries para más información sobre estas grabaciones. O, ayúdeles a reunirse con miembros anteriores de otros cultos para que dialoguen.

Hágales sentir que son amados y aceptados sin tener en cuenta sus desempeños. Muéstreles el amor de Cristo a través de su actitud y sus acciones.

A Qué Usted Se Enfrentará

Muchos de ustedes pueden estar bajo la impresión que los Testigos de Jehová se han unido a la Watchtower debido a las doctrinas atractivas que ellos presentan. Mientras esto puede ser un factor en la mayoría de los casos, hay motivaciones que son más poderosas están en obra en la conversión y en el proceso de adoctrinamiento por la Watchtower.

Estudios que involucran a personas que han sido anteriores miembros de varias religiones sectarias revelan que en su adoctrinamiento hubo un factor común. El factor común no es poca inteligencia, ni predisposición genética, o aun la ignorancia de creerlo todo. Muchos de los que se unen a los cultos son muy inteligentes, idealistas e incluso escépticos al principio. El factor común es la vulnerabilidad, causada por un cambio de circunstancias en la vida de una persona, como un nuevo trabajo, un reciente divorcio o la ruptura de una relación, o un tiempo de angustia o inseguridad en la vida de uno. Tal cambio de circunstancias puede sacudir el fundamento de uno, permitiéndoles a él o ella que cuestione sus creencias que fueron previamente establecidas, o no estar dispuesto ha abrirse a tener una discusión.

A todos nos gusta pensar que somos objetivos, capaces de tomar decisiones sabias y de pensar claramente, considerando todas las opciones. No obstante, los factores emocionales fuertes nublan a menudo nuestros pensamientos o nos llevan a una conclusión antes de que todos los hechos sean considerados. Permítanos usar un ejemplo de un amigo que va a comprar un automóvil usado en una agencia de automóviles.

Juan está buscando un automóvil de transporte bueno, con unas 50,000 millas o menos. Él prefiere uno de cuatro puertas para su esposa y niños, aunque él estaría usando el automóvil la mayor parte del tiempo (ella tiene el suyo propio). Él está dispuesto a gastar unos $6,000 si fuese necesario. Mientras está en el lote, él nota que hay un automóvil deportivo rojo de eso que son bien veloces que él siempre ha admirado en las calles. ¡Él a sí mismo se dice: “¡No, no, estás loco, tú no quiere gastar tanto dinero en ese automóvil y los seguros, esto sin hablar de la probabilidad de las multas que recibirás!”

El vendedor nota inmediatamente su interés en el automóvil, y empieza a hablarle del auto. Él hace que Juan lo tome y dé un paseo. (“¡Ha, qué cará! ¿Y por qué no?”) El vendedor exalta los caballos de fuerza que tiene el automóvil; los interiores de cuero, el estéreo, e incluso elabora arreglando para que los pagos sean más bajos y así disminuir el impacto de $7,500 en su etiqueta del precio. Porque Juan está predispuesto emocionalmente hacia el automóvil, él ignora el trabajo malísimo de la pintura, las señales reveladoras en los paneles que indican estuvo en un choque anteriormente, y los problemas en la transmisión al cambiar de velocidades. El vendedor, claro, no le señalará estas cosas, siendo que él solo quiere vender el automóvil. Antes de que se dé cuenta, Juan está manejando hacia su casa con el automóvil.

La esposa de Juan, Linda, lo ve conduciendo y sale para consultarle. “¿Juan, qué has hecho? ¿Tú no compraste esto, o lo hiciste?” Inmediatamente sus defensas se suben, por dos razones. Una, siempre él ha estado enamorado de éste tipo de automóvil en particular y en secreto durante los últimos dos años ha querido tener uno. ¿Quién es ella para mantenerlo alejado de lo que a él lo hace feliz? ¡Ella ni siquiera lo puede entender! En segundo lugar, él ya se está sintiendo un poco culpable de haber tomado una decisión tan rápida sin verificarlo todo, y él no quiere enfrentarse a la posibilidad de estar equivocado o de haber caído de tonto. Por consiguiente, él debe ponerse a la defensiva y debe defender su compra. Juan entonces se enoja con su esposa.

Noten varias cosas aquí:

Juan no compró el automóvil deportivo porque era lo más práctico o la cosa inteligente a hacer. Él no hizo ninguna investigación sobre el vehículo leyendo Informes para el Consumidor o preguntándoles a otros dueños del mismo modelo de automóvil. Él tomó la palabra de una parte que estaba ya parcializada, es decir, la del vendedor. Él no llevó a un amigo mecánico para que verificara el automóvil. En otras palabras, Juan no tomó una decisión que fuera objetiva, y lo compró debido a otras, más poderosas motivaciones. No obstante, si usted le preguntara, Juan le diría que él tomó la decisión correcta.

Esto es bien parecido a una persona que se convierte en un Testigo de Jehová. Ya sea que fuese un ama de casa que está sola y necesita tener amistades, o un joven que está inseguro y necesita ver el significado de la vida, los factores motivadores emocionales y psicológicos le impedirán a la persona tomar en consideración todos los hechos si la Watchtower le ofrece algo que ellos realmente quieren. A menudo es el sentido de asociación y la atmósfera afectuosa dentro de los Testigos que puede ser tan atractiva. ¡La perspectiva de tener amigos al instante para una persona que se siente sola en sí mismo es una droga muy poderosa! Además, la habilidad de ver el mundo en distinciones claras, en blanco y negro, y tener todas las respuestas sobre la vida rápidamente disponibles dispersa de inmediato cualquier sentimiento de inseguridad y de ser insignificante. Los cambios siguientes ocurren a menudo en las personas que estudian con los Testigos de Jehová:

Un sentimiento súbito de euforia debido a abrazar nuevas “verdades” poderosas.
Un sentido de confianza en la vida de uno de que se está moviendo en la dirección correcta y consiguiendo “enderezar la vida de uno”.
La satisfacción del ego, al ver que otros son incapaces de poder refutar la posición de uno, y que en cambio ellos se enojan o caen en otras emociones.
Incapacidad para entretener pensamientos críticos sobre la forma como piensa la Watchtower o no poder dialogar con aquellos que critican la Watchtower.
Los cristianos no saben a menudo qué decir cuando ellos le preguntan a un Testigo si ellos realmente verificaron todo en la Watchtower antes de ellos involucrase, y el Testigo les contesta: “¡Pues claro qué sí! Yo leí muchos libros sobre la historia de la Watchtower, y aún leí uno por un ex-testigo”. Lo que esto normalmente significa es que ellos leyeron la versión de la Watchtower de su propia historia, y aunque ellos hubiesen leído un libro por un ex-testigo, ellos lo vieron simplemente como algún libro “antagónico” y no estuvieron dispuesto a evaluar cualquier punto objetivo presentado. El Testigo potencial quiere que la Watchtower tenga la razón al nivel que él o ella está dispuesto rápidamente a despedir cualquier hecho que puede causar “disonancia”, o una lucha interior, sobre lo que es la verdad. Esto es el equivalente de Linda intentando decirle a Juan que él tomó una decisión mala comprando el automóvil deportivo. Él simplemente no quiere oírlo, y no escuchará sin ponerse todo emocional y salir tirando las puertas de la casa.

En la escena que involucra a Linda y Juan, hubiese sido genial si Juan hubiese llevado un amigo con él al distribuidor de automóviles que pudiese hacerle a Juan a algunas preguntas claves y presionar a Juan para que fuese más práctico tomando esa decisión. ¿Pero es demasiado tarde ahora para hacerles esas preguntas? Quizá en el caso de la compra del automóvil deportivo sí, pero no con una persona que se ha convertido en Testigo de Jehová. Nunca es demasiado tarde para buscar la verdad y estar deseoso de reformar la vida de uno de acuerdo con ella. La parte más difícil es conseguir que el Testigo piense claramente y objetivamente.

Yo he descubierto que los Testigos de Jehová están dispuestos a entretener la posibilidad de que la Watchtower esté equivocada por dos razones: (1) ellos se han desilusionado con la organización o con las personas dentro (por la razón que fuese), y (2) ellos se han puesto más seguros y confiados en sí mismos, y ya no tienen temor de cuestionar la Watchtower. Ellos comprenden que su mundo no se caería en pedazos si estuvieran equivocados. En ocasiones las personas maduran al nivel que ya no necesitan estar bajo un sistema tan rígido y controlador, y están buscando libertad para pensar por ellos mismos y no simplemente confiar en lo que otros juzguen.1

La mayoría de aquellos que dejan la Watchtower lo hacen por la primera razón (se han desilusionado). La organización de “Dios” se convirtió en una organización humana. Los fracasos humanos, el control metal y la manipulación se hicieron más obvios según los años fueron pasando. Las malas experiencias con los demás dentro de la organización abatieron el idealismo en lo que se refiere a uno considerar vivir por la eternidad en una tierra controlada por la Watchtower. Una vez el idealismo está perdido, o se reemplaza con el cinismo o por la búsqueda de mejores cosas. El Testigo puede empezar expresándole su desilusión a otros, aunque esto es peligroso, ya que ello pudiera considerarse como “apostasía”. A menudo su crítica se limita solo a unos pocos individuos, incluso quizás con aquellos fuera de la organización Watchtower. Sin embargo, lamentablemente muchos de éstos continuarán dentro de la Watchtower sabiendo que hay muchos errores, simplemente porque ellos tienen temor de volver a empezar o enfrentarse a las inseguridades de investigar una vez más.

Hay varios Testigos quiénes encajan en la segunda categoría (aunque ya no temen cuestionar), y la Watchtower ya no tiene para ellos la misma atracción. Debido a que ellos no son influenciados principalmente por el miedo o la culpa de entretener dudas, sino que se sienten más seguros de sí mismos, ellos son guiados por la esperanza de algo mejor qué lo que les ha ofrecido la Watchtower, y por fe en un Dios que es más grande que el Jehová de la Watchtower. A menudo ellos simplemente llegan a esta conclusión mirando intensamente a Cristo y viendo algo más de lo que la Watchtower les ha enseñado sobre Él. Uno de los pasajes que más influenció en mí cuando yo estaba saliendo de la Watchtower fue Col. 2:8,9:

“Mirad que nadie os engañe por medio de filosofías y huecas sutilezas, según las tradiciones de los hombres, conforme a los rudimentos del mundo, y no según Cristo. Porque en él habita corporalmente toda la plenitud de la Deidad,”

Anime los Pensamientos Positivos

Si el cristiano descubre que el Testigo es uno de estos dos tipos 2, ellos pueden hacer varias cosas para animar al Testigo para que entre dentro del proceso de poder pensar. Aun cuando el Testigo estuviese hablando mal de la organización o de las personas dentro, no sería bueno animar esto. La meta es hacerles pensar en pensamientos que sean más positivos, y que ganen confianza en sus propias habilidades para pensar. Adicionalmente, ellos apreciarán más la perspectiva amplia de la gracia de Dios y la libertad que Él nos da. Las personas son normalmente atraídas hacia una perspectiva que sea más positiva sobre las cosas, y si usted no tiene nada mejor que ofrecerles sólo las críticas a la Watchtower, ellos no verán ninguna razón por qué salirse, porque lo que usted tiene para ofrecerles no es más atractivo que lo que ya ellos tienen.

Muchos cristianos dirán que ellos tienen para ofrecerles a “Jesús”, y entonces proceden sostener una discusión bíblica con el Testigo. Esto casi nunca tiene buen resultado, ya que ellos necesitan VER y SENTIR algo que sea mejor. Ellos necesitan ver su humildad, su buena disposición de entenderles, y su deseo de ser su amigo sin tener en cuenta lo que ellos creen. En otras palabras, ellos necesitan VER el amor de Cristo, no sólo oír hablar de él.

Aquí hay algunas ideas ya probadas para acercársele al Testigo de Jehová con éxito:

NO sostenga discusiones bíblicas con ellos. Inicialmente aléjese de las doctrinas. Si ellos le hacen preguntas doctrinales, tenga una respuesta breve lista, eso los sacará de guardia (como las que se encuentran en nuestro libro, Refuting Jehovah’s Witnesses [“Refutándoles a los Testigos de Jehová”]) y entonces dirija la conversación para hacerles nuevamente preguntas que sean críticas, como aquellas que se encuentran en el tratado: “Abriendo Una Mente Cerrada”. La meta es hacerles pensar por sí solos y resolviéndoles las preguntas difíciles, aparte de la deposición metal que ellos ya tienen por la Watchtower. Para hacer esto usted necesita hacerles preguntas que ellos no estén “programados” para contestar. Tales preguntas les animan a pensar y revisar por qué ellos unieron a la Watchtower.
NO les diga que usted va a orar por ellos o que usted siente compasión por ellos, ni les diga que a ellos les han lavado el cerebro o son unos estúpidos. Normalmente los Testigos son muy orgullosos, y rápidamente se ofenden cuando alguien se lamenta de ellos. Más bien, dígale que usted está interesado en la organización Watchtower y por qué ellos llegaron a creer en ella, ¿y sí a ellos no les importa que les hagan algunas pregunta sobre la Watchtower? (De nuevo, use las preguntas que están en “Abriendo Una Mente Cerrada”). Una posición de curiosidad o de preguntas normalmente no amenaza al Testigo, pero una postura negativa que los juzgue los alejará de usted.
NO les muestre inmediatamente toda su literatura con respecto a los errores de los Testigos. Esto los asustará y sólo se alejarán de usted y lo catalogarán como un prejuiciado contra la Watchtower. Lea libros, pero guarde los puntos en su cabeza, no debajo su nariz. En el futuro todo esto le será de utilidad.
SÍ muestre un interés en ellos, y en lo que los llevó a unirse a la Watchtower, y lo que les más les gusta de ella. Esto le dará una pista acerca de sus factores motivadores primarios, y lo que ellos están REALMENTE buscando en la vida. ¡Hábleles utilizando esas misma necesidades! Ofrézcales algo que los llene más o superior a lo que ellos ya tienen.
LEA sobre los aspectos del control metal y cómo operan los cultos. Una herramienta excelente es el libro: “Combatiendo el Control Mental de las Sectas” por Steven Hassan. También, tenemos varios artículos antiguos en las Hojas Informativas deBethel Ministries Newsletter donde se discuten los métodos del control mental empleados por la Watchtower. Los expertos normalmente primero tratan con el problema del control mental antes de que ellos saquen la Biblia o las fotocopias sobre las falsas profecías.
¡SÍ ore por ellos! Ore específicamente para que Dios les muestre las verdaderas necesidades que no están siendo suplidas dentro de la Watchtower, y que Él les provoque nueva hambre en ellos de obtener algo mejor. Ore para se produzca una conmoción en sus vidas que se inicie con una investigación más honrada que la que hicieron con la organización Watchtower.
Recuerde ser paciente. Puede tomar meses o incluso años para hacer que un Testigo abiertamente cuestione la Watchtower. No obstante el amor por nuestros amigos y parientes nos lleva a perseverar y mostrarles el amor y libertad que simplemente están detrás del telón que la Watchtower les ha puesto.
NOTAS :

1. En los cultos, se asume que el líder viene de Dios o es el escogido de Dios, y por consiguiente está calificado para interpretar la Biblia. Los miembros no deben cuestionar esa autoridad de él o ella ni sus interpretaciones, ya que a ellos se les consideran como inadecuados para esa tarea. Cuando el sectario comprende que él o ella está tan calificado, ó si no aun más, el miedo de “desobedecer a Dios” desaparece y ellos se sienten de algún modo libres para hacer preguntas o quitarse las dudas de algún tema. Esto es un proceso saludable, e incluso es animado por la Watchtower con los que son de otras religiones, pero no con los miembros de la Watchtower.

2. Cuando los cristianos se encuentran con un Testigo que desea salirse de la Watchtower, ellos pueden encontrarse con uno que no encaje con ninguno de los tipos anteriores, sino que simplemente es un aguerrido en contra de la Watchtower. A menos que el Espíritu Santo esté obrando directamente en la persona, puede haber pocas esperanzas, y lo que quedaría sería sembrarles semillas de dudas en sus mentes. Para este propósito nosotros hemos traducido: “Abriendo Una Mente Cerrada” que contiene muchas preguntas para sembrarlas como “reflexiones-explosivas” en las mentes del Testigo.

O también: http://www.esnips.com/web/BibleTeachings