Tag Archives: Beelzebú

El Espíritu de Beelzebú

18 Abr

El Espíritu de Beelzebú

Bien pasemos al tema, pasemos a lo medular el tema de hoy lleva por titulo: El espíritu de Beelzebú.

Te preguntaras tal vez si esto es Satanás o si este es Satanás o si este es un espíritu cualquiera, la verdad es que el espíritu de Beelzebú suplanta al Espíritu Santo, explico : Es un espíritu suplantador que hoy en día se esta moviendo de manera muy fuerte dentro de las iglesias haciéndonos creer o haciéndonos pensar que vivimos un avivamiento, que vivimos un mover tremendo del Espíritu Santo la verdad es que no es así, por medio de las SAGRADAS ESCRITURAS nos hemos dado cuenta que el tiempo que hoy día la iglesia vive es un tiempo de decadencia espiritual, similar a aquella decadencia de los tiempos de Samuel el profeta, las Escrituras nos hablan que cuando el vino al mundo (Samuel), cuando Dios lo levanto para ministrar en el pueblo de Israel, en ese entonces había tanta falta de palabra y tanta falta de visión, que el pueblo creía y pensaba que lo que ellos vivían era lo correcto, la culpa en verdad de todo ello la tenia Elí o la tienen hoy en día los lideres que hacen pensar al pueblo que viven en lo correcto o que tienen un mover adecuado al que Dios nos ha entregado por medio de su Espíritu Santo pero la Biblia nos revela y denuncia que esto no es así, hoy día Beelzebú se pasea por las iglesias, engañando lideres Cristianos, engañando a Pastores, engañando a congregaciones enteras, haciéndoles creer o pensar que en lo que en sus iglesias hay es un avivamiento de manos del Espíritu Santo de Dios; un milagro no significa que haya un avivamiento, un prodigio no es señal de avivamiento, el verdadero avivamiento es el que es producido por el Espíritu Santo y nace de nuestro espíritu hasta nuestra carne y se hace visible, se hace tangible, el mayor milagro el mayor avivamiento que podamos vivir comienza en nuestro espíritu, pasa por nuestro corazón y hace visible la gloria de Dios a través de la manera en que nosotros vivimos el evangelio y denunciamos al mundo que Dios a obrado en nosotros por medio de una REGENERACIÓN, ya no somos los mismos de ayer, somos nuevas criaturas como la Escritura nos enseña, eso es señal de un nuevo avivamiento o de un verdadero avivamiento, no solamente los milagros, no solamente los prodigios , recuerda que ya dice la escritura que no todo esto viene de las manos de Dios. Como dice su palabra en el libro de Mateo capitulo 7:21, léelo por favor y presta atención que esto es muy importante dice así: ” No todo el que me dice Señor, Señor entrara en el Reino de los Cielos si no el que hace la voluntad de mi Padre que esta en los Cielos, muchos me dirán aquel día, ¿ Señor, Señor no profetizamos en tu nombre y en tu nombre echamos fuera demonios y en tu nombre hicimos muchos milagros ?, entonces les declarare : nunca os conocí apartaos de mi hacedores de maldad.”… 

Tal vez cuando leíste esta palabra o cuando te toco leer esta escritura, quizás lo encontraste un poco paradójico un poco raro saber que a pesar de que muchas personas podían hacer milagros, señales, prodigios, o incluso haber profetizado en el nombre de Jesús y luego por esta palabra uno entendía que estos fueran a ser rechazados en el Cielo, en la presencia del Señor, y ¿sabes por que?, por que ellos no operaron ni profetizaron en el poder del Espíritu Santo; lo que estas personas hicieron fue operar en el Espíritu de Beelzebú, ellos al igual que hoy, a veces lo ignoran y a veces lo saben, pero la mejor manera de conocer si esto es por el espíritu de Beelzebú o es en la autoridad de Jesús a través de su Espíritu Santo, es poniendo las vidas a la luz de la palabra de Dios, así es, no todo aquél que le dice “Señor, Señor” entrará en el reino de los cielos, si no solo aquellos que hacen la voluntad del Padre, mediante Las Sagradas Escrituras , que es por donde nosotros sabemos si hacemos lo correcto o no y es ahí donde comienza el verdadero y genuino avivamiento. Beelzebú es un espíritu que suplanta al Espíritu Santo y nos lleva a pensar que estamos viviendo un verdadero avivamiento, que todo está bien, y este trabajo de engaño lo realiza a través de de LA MENTE, en la mente te hace creer muchas cosas, pero lo que no está en el Espíritu de Dios no provoca frutos ni cambios, ni para ti ni para aquellos que te rodean, y es eso lo que debe denunciarnos a nosotros que no es Dios operando en nuestras vidas, si no, el Espíritu de Beelzebú… Que no es lo mismo que Satanás, como muchos herradamente lo han creído hasta ahora .

Entender esto es trascendental para salir de la mentira y el letargo espiritual en el que se encuentra actualmente la iglesia.
En el capitulo 12 del libro de Mateo, en el versículo 22, dice lo siguiente: “Entonces llevaron un endemoniado, ciego y mudo; y lo sanó, de tal manera que el ciego y mudo veía y hablaba. Toda la gente estaba atónita y decía: ¿Será este aquél hijo de David? Pero los fariseos, al oírlo, decían: Este no hecha fuera los demonios si no por Beelzebú, príncipe de los demonios”.

Cuando los fariseos acusan al Señor Jesús de echar los demonios por Beelzebú, no están comparándole con Satanás, ni tampoco están reemplazando el nombre de Beelzebú por el de Satanás, si no que se habla claramente de Beelzebú príncipe de los demonios, Los fariseos tenían conocimiento y doctrina de quién era Satanás, como lo habla Isaías en el capítulo 14, como lo habla Ezequiel en el capítulo 28, así que ellos no se equivocaron al decir Beelzebú, príncipe de los demonios y no Satanás, esta afirmación fue hecha con conocimiento, con doctrina, ya que se conocía que el espíritu de Beelzebú suplantaba el poder del Espíritu Santo como lo está haciendo hoy en día.
Es importante verificar en el libro de Efesios, en el capítulo 6, versículo 12 aquí dice lo siguiente: “Por que no tenemos lucha contra sangre y carne, si no contra principados, contra potestades, contra gobernadores de las tinieblas de este mundo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes”. 
Ahí dentro de esta clasificación está Beelzebú, ya que es un principado y está dentro de este escalafón que tienen los demonios.
Pero volvamos a Mateo 12: 25, dice lo siguiente: “Sabiendo Jesús los pensamientos de ellos, les dijo: “Todo reino dividido contra si mismo es asolado, y ninguna ciudad o casa dividida contra si misma permanecerá. Si Satanás echa fuera a Satanás, contra sí mismo está dividido; ¿como pues, permanecerá su reino? Y si yo echo fuera los demonios por Beelzebú, ¿por quien los echan vuestros hijos?”” 
El Señor Jesús nombra a Beelzebú independiente de Satanás; Satanás es Satanás y Beelzebú es Beelzebú, no hay un error de nombres, Satanás es el rey de los demonios y Beelzebú es uno de los príncipes de los demonios, que sirve hoy en día como SUPLANTADOR DE LAS OBRAS DE DIOS.

 

Este espíritu, es el mismo que hoy se mueve en las grandes concentraciones de fiestas paganas, como la de Sor Teresa de los Andes , la virgen de lo Vásquez , y de todo lo que concierne a la idolatría. Este espíritu se movía haciendo tremendos milagros y prodigios para mantener engañada a la gente, pero hoy en día, este espíritu se ha introducido en nuestras iglesias a causa de nuestra tremenda DECADENCIA ESPIRITUAL, de nuestra falta de oración, de nuestra falta de leer y escudriñar las escrituras y de nuestra carencia de buscar a Dios, pero por sobre todas las cosas, de dejar a un lado las Escrituras.

Hace muy poco tiempo, nos invitaron a un evento donde se nos dijo: “Están invitados, habrá mucha música, danza, teatro, de todo, menos Palabra de Dios”, en otra ocasión fui a un encuentro de las Asambleas de Dios, donde lo único que no hubo fue Palabra de Dios, eso era verdaderamente una discoteca, tocaban música Rock movían sus cabezas al ritmo de la música, era verdaderamente entrar al mundo, habían muchos jóvenes, todos saltaban, hacían coreografías, etcétera, pero ¿sabes que? En ese lugar no había un avivamiento, si no que había un fuerte mover mental, un muy alto poder de sugestión liderado por un pastor de jóvenes de ese lugar. Si tú lees la Escritura, en cada una de los lugares donde el Señor estaba, siempre había un mensaje de Dios, como en el libro de los hechos, cada uno de esos hombres de Dios llevaba consigo la Palabra, si en un lugar se congregan personas en el nombre de Jesús, debe estar ahí Jesús por medio de su palabra. Conocemos ahí una mujer como Demás, como quizás Alejandro el carcelero, a la que llamaremos ficticiamente “Pancha Juárez”, esta mujer (que es de esta congregación ), como dice la escritura “salió de nosotros, pero no es de nosotros”, y le impide a su hijo (que es de nuestra congregación), estar en paz, lo inquieta en su casa, le impide a su hijo ir a la iglesia, asistir los días de oración, solamente le permite cierto horario, y si este joven se pasa de este horario, se le prohíbe asistir a la reunión siguiente, aún cuando ella sabe que él está siempre en la iglesia. Esta mujer dice que vive un avivamiento, dice que ella ora, ayuna y tiene revelación, cuando la verdad es que ella está engañada por Beelzebú. Lo peor de todo esto, es que nosotros, somos los culpables que estas cosas ocurran dentro de la iglesia, por que escrito está, que el Señor venció a Satanás y sus demonios, exhibiéndolos públicamente en la cruz y dándonos la herencia y el poder de su victoria .

Amigo, hermano, son tiempos de conflicto, tiempos de engaño liderado por Satanás y sus demonios, y nos han hecho creer que lo que se vive hoy es el “gran avivamiento final” que toda la iglesia espera. Esto no es el avivamiento prometido por el Señor Jesucristo, no es aquella “lluvia Tardía” de la que habla el profeta Joel, es simplemente un disfraz, un engaño liderado por Beelzebú.
No nos conformemos, no nos dejemos engañar por este mover, por que esto no es de Dios, el mover que Dios traerá es maravilloso, y se hará manifiesto muy pronto, es el tiempo que la iglesia espera, el avivamiento verdadero, con frutos dignos del Espíritu Santo, que cambiará por completo nuestras vidas y nos hará mejores cristianos, mejores siervos, eso es lo que hará única y exclusivamente el Espíritu Santo.
No nos conformemos solamente a los milagros y las señales… no estamos en desacuerdo con las señales y los milagros, estos son tremendos, maravillosos, cada uno de ellos manifiesta la gloria de Dios, cuando estos provienen de Dios, pero la verdad es que hemos conocido por la escritura en Mateo capitulo 7 versículo 21, que no todos los milagros provienen de Dios, no nos conformemos a estas cosas, el tiempo es corto, y la decadencia espiritual es terrible, no dejemos que Beelzebú destruya nuestras iglesias, este ya está derrotado, somos nosotros los que le hemos dado la autoridad para que se mueva en nuestras iglesias, y peor aún, en nuestras vidas. La Palabra de Dios , La Biblia , manifestará y denunciará cada una de las obras que aún hay en nosotros que no son de Dios, si no que son hechas por Beelzebú, para que aquel día en que estemos en la presencia del Señor no se nos diga “apartaos de mi, malditos de mi Padre”, si no que se nos diga “Buen siervo y fiel eres, entra en el gozo de tu Señor”, Dios no nos llamó para mañana rechazarnos, Dios nos llamó a servirle, Dios nos llamó a serle fiel para que heredemos la vida eterna, y la única manera de lograrlo es a través de su Palabra, no es a través de nuevos movimientos, no es a través de nuevos sistemas ni esquemas, si no a través de la Palabra de Dios, lo único que Usted y yo necesitamos para ser salvos.

Amigos, hermanos, pastores y lideres, pongamos en orden las cosas, tenemos el poder y la autoridad de Dios para hacerlo, expulsemos a Beelzebú de nuestras iglesias y démosle la bienvenida al Espíritu Santo que trae realmente un glorioso avivamiento que comenzará desde nuestro Espíritu y saldrá por nuestra carne para dar gloria a Dios, y no el trabajo mental que hoy está haciendo Beelzebú.
Es una alerta, un llamado de atención que le hacemos como hermanos en Cristo Jesús nuestro Señor, como familia del reino, a estar atentos y alertas, a expulsar a Beelzebú de cada una de nuestras vidas.

Se despiden en esta hora Ministerios Creele a Dios

Anuncios