Refrescar la memoria…

15 Nov

Refrescar la memoria…

Durante el transcurso de la vida vamos aprendiendo infinidad de cosas que aplicamos durante el resto del tiempo que vivimos. La mayor parte del tiempo estamos adquiriendo y asimilando nuevos conocimientos. Pero, muchos de ellos se ven sometidos al desgaste natural del paso del tiempo y de la memoria, sin que este hecho se vea influenciado por su condición de conocimientos importantes o intrascendentes.

Algunas cosas aprendidas o practicadas en algún momento, desaparecen literalmente de nuestro horizonte, por lo cual el escritor de Hebreos nos dice que hagamos de ellas algo permanente en nuestras vidas:

“Permanezca el amor fraternal” (Hebreos 13:1)
De otras nos olvidamos en el diario andar, por ello se nos las recuerda como algo que puede trascender más allá de una sencilla invitación:

“No os olvidéis de la hospitalidad, porque por ella algunos, sin saberlo, hospedaron ángeles” (Hebreos 13:2)
Otras ni las consideramos, por ello nos anima a solidarizarnos con lo que tiene un lugar distante de nosotros:

“Acordaos de los presos, como si estuvierais presos juntamente con ellos, y de los maltratados, como que también vosotros mismos estáis en el cuerpo” (Hebreos 13:3)
A algunas les restamos valor, por ello debemos atenderlas especialmente para darles el lugar que les corresponde:

“Honroso sea en todos el matrimonio, y el lecho sin mancilla; pero a los fornicarios y a los adúlteros los juzgará Dios” (Hebreos 13:4)
A otras las descartamos de tal manera que nos alienta a no perder de vista lo verdaderamente importante:

“Sean vuestras costumbres sin avaricia, contentos con lo que tenéis ahora, porque el dijo: No te desampararé ni te dejaré” (Hebreos 13:5)
En ocasiones, no valoramos a las personas que nos rodean, por ello nos manda que actuemos como es debido:

“Acordaos de vuestros pastores, que os hablaron la palabra de Dios; considerad cuál haya sido el resultado de su conducta, e imitad su fe. Y de hacer el bien y de la ayuda mutua no os olvidéis; porque de tales sacrificios se agrada Dios. Obedeced a vuestros pastores, y sujetaos a ellos, porque ellos velan por vuestras almas, como quienes han de dar cuenta; para que lo hagan con alegría, y no quejándose, porque esto no os es provechoso” (Hebreos 13:7,16,17)
A otras las dejamos de lado como secundarias y sin embargo merecen la prioridad:

“Orad por nosotros… para que hagáis su voluntad” (Hebreos 13:18,21 )
Y sobre todos estos recordatorios, agrega como para que no las desoigamos sino que las apliquemos concienzudamente:

“Os ruego, hermanos, que soportéis la palabra de exhortación, pues os he escrito brevemente” (Hebreos 13:22)
Recordemos: Trabajemos para que lo que se desgastó o ya olvidamos, sea renovado en nosotros.

TBS
tbs@daresperanza.com.ar

Mail: info@daresperanza.com.ar
Teléfono: (Exterior) 54-11-4464-4583
Teléfono: (Argentina) (011) 4464-4583

http://www.daresperanza.com.ar

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: