Una actitud…

1 Jul

Una actitud…

Vimos que no debemos esperar reconocimiento ni honores en la tierra. Jesús habló muy duramente acerca de buscar esta situación…

“Porque atan cargas pesadas y difíciles de llevar, y las ponen sobre los hombros de los hombres; pero ellos ni con un dedo quieren moverlas. Antes, hacen todas sus obras para ser vistos por los hombres… y aman los primeros asientos en las cenas, y las primeras sillas en las sinagogas, y las salutaciones en las plazas, y que los hombres los llamen: Rabí, Rabí” (Mateo 23:4-7)
También dijo que no debemos desear títulos que no nos corresponden humanamente, pues estaríamos “usurpando” el lugar de Otro, el Señor mismo:

“Pero vosotros no queráis que os llamen Rabí; porque uno es vuestro Maestro, el Cristo, y todos vosotros sois hermanos. Y no llaméis padre vuestro a nadie en la tierra; porque uno es vuestro Padre, el que está en los cielos. Ni seáis llamados maestros; porque uno es vuestro Maestro, el Cristo” (Mateo 23:8-10)
Considerando las enseñanzas de Jesús, podríamos definir que:

Una posición ideal es servir

“El que es mayor de vosotros, sea vuestro siervo. Porque el que se enaltece será humillado, y el que se humilla será enaltecido. Mas ¡Ay de vosotros, escribas y fariseos, hipócritas! Porque cerráis el reino de los cielos delante de los hombres; pues ni entráis vosotros, ni dejáis entrar a los que están entrando” (Mateo 23:11-13)
“Porque vosotros, hermanos, a libertad fuisteis llamados; solamente que no uséis la libertad como ocasión para la carne, sino servíos por amor los unos a los otros” (Gálatas 5:13)
Un estado ideal es practicar las virtudes del Señor

“¡Ay de vosotros, escribas y fariseos, hipócritas! porque diezmáis la menta y el eneldo y el comino, y dejáis lo más importante de la ley: la justicia, la misericordia y la fe. Esto era necesario hacer, sin dejar de hacer aquello” (Mateo 23:23)
“(Porque el fruto del Espíritu es en toda bondad, justicia y verdad) comprobando lo que es agradable al Señor” (Efesios 5:9-10)
Un carácter ideal es tener el corazón del Señor

“¡Jerusalén, Jerusalén, que matas a los profetas, y apedreas a los que te son enviados! ¡Cuántas veces quise juntar a tus hijos, como la gallina junta sus polluelos debajo de las alas, y no quisiste!” (Mateo 23:37)
“Porque nunca usamos de palabras lisonjeras, como sabéis, ni encubrimos avaricia… ni buscamos gloria de los hombres… Antes fuimos tiernos entre vosotros, como la nodriza que cuida con ternura a sus propios hijos” (1 Tesalonicenses 2:5-7)
Nuestros ministerios, nuestras relaciones, nuestras iglesias serían muchísimo más maduras y efectivas si aplicáramos estas sencillas pero impostergables verdades que la Biblia nos enseña.

Recordemos: El Señor Jesús fue, es y siempre será El Ejemplo a seguir…

TBS
tbs@daresperanza.com.ar

Mail: info@daresperanza.com.ar
Teléfono: (Exterior) 54-11-4464-4583
Teléfono: (Argentina) (011) 4464-4583

http://www.daresperanza.com.ar

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: