Encuentran las “cajas negras” del avión caído en Buffalo

14 Feb

Restos del avión de Continental que chocó contra una casa en el suburbio de Buffalo anoche. (AFP / Stan Honda)

Encuentran las “cajas negras” del avión caído en Buffalo

viernes, 13 de febrero de 2009 | www.primerahora.com

Clarence.- Los investigadores hallaron hoy, viernes, las “cajas negras” entre los escombros de un avión que cayó cerca de Buffalo y dejó 50 muertos.

El vocero de la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte (NTSB), Keith Holloway, dijo que los grabadores de vuelo y de las voces en la cabina de pilotos ya fueron a Washington para su estudio.

El vuelo de conexión de Continental Airlines 3407 cayó sobre una casa ayer, jueves, por la noche cuando se acercaba al aeropuerto de Buffalo.

Un equipo de la NTSB trata de descubrir por qué el avión de 74 asientos cayó de manera repentina.

El avión Q400 Bombardier, operado por Colgan Air, volaba del Aeropuerto Internacional Newark Liberty, en Nueva Jersey, hacia el Aeropuerto Internacional Buffalo Niágara en medio de una nevada ligera, niebla y vientos de 27 kph (17 mph).

Fue la primera caída fatal de un avión de pasajeros en Estados Unidos en dos años y medio.

Una portavoz del Departamento de Seguridad Interna en Washington, Amy Kdwa, dijo que no había indicios de que se tratase de terrorismo. La Junta Nacional de seguridad del Transporte dijo a su vez que iba a enviar un equipo de investigadores a Buffalo.

“El cielo completo se iluminó de color naranja”, comentó Bob Dworak, quien vive a menos de una milla (1.6 kilómetros) del lugar del accidente. “Repentinamente hubo una detonación fuerte y la casa se sacudió”, agregó.

Dworak dijo que aunque los habitantes de Clarence, situado aproximadamente a 16 kilómetros (10 millas) del aeropuerto de Buffalo en el noreste de Estados Unidos, están acostumbrados al sonido de aviones sobre sus cabezas, éste sonaba más fuerte de lo normal, crepitaba y hacía algunos ruidos extraños. Luego de escuchar el choque, se dirigió en auto hacia el sitio del impacto, y “todo lo que veíamos era llamas de entre 15 y 30 metros (50 a 100 pies) y un montículo de escombros en el suelo. Parecía que la casa fue destruida en el momento en que fue golpeada”, comentó.

Una persona en la casa murió y otras dos, Karen Wielinski, de 57 años, y su hija Jill, de 22, consiguieron escapar con heridas menores. Doce casas fueron evacuadas cerca del sitio del accidente.

El avión llevaba 44 pasajeros, cuatro tripulantes y un piloto que estaba franco de servicio.

Para la mañana, con los escombros y pedazos de la aeronave aún humeantes, la tarea de sacar los restos humanos aún no había comenzado.

El Coordinador de Emergencias del Condado Erie, David Bissonette, dijo que al parecer “el avión cayó directamente sobre la casa”.

“Fue un impacto directo”, dijo a su vez el ejecutivo del condado Chris Collins. Es increíble que solamente detsruyó una casa. Con lo devastador que fue, pudo haber arrasado con el barrio”.

El presidente Barack Obama expresó sus condolencias, dijo que “nuestros corazones están con las familias y amigos que perdieron seres queridos”, y elogió a los primeros en responder a la emergencia.

El testigo Tony Tatro dijo que vio al avión volando bajo y supo que tenía problemas.

“No estaba cayendo en espiral en absoluto. El ala izquierda estaba un poco baja”, dijo a la televisora WGRZ-TV.

Se trata del primer accidente aéreo comercial fatal en Estados Unidos desde el 27 de agosto del 2006, cuando 49 personas murieron después de que un jet de Comair despegó de una pista demasiado corta en Lexington, Kentucky.

Antes del choque, se puede escuchar la voz de una mujer piloto del Vuelo 3407 comunicándose con controladores de vuelo, según una grabación de mensajes de radio de control de tráfico aéreo de Buffalo capturada poco antes del accidente por el sitio de internet www.liveatc.net. Ni el controlador ni la piloto expresaron preocupación sobre algo fuera de lo normal cuando se pide a la tripulación del aparato que vuele a 2,300 pies (700 metros).

Un minuto después, el controlador trata de hacer contacto con el avión, pero no escucha respuesta. Luego de una pausa, intenta nuevamente contactar al avión.

Entonces el controlador pregunta a un piloto de un avión cercano de Delta Air Lines si puede ver el aparato del vuelo de Continental

“Uh, negativo”, respondió el piloto de Delta.

Continental Airlines, con sede en Houston, emitió un comunicado diciendo que la información preliminar mostraba que el avión transportaba 44 pasajeros y cuatro tripulantes.

“En este momento, todos los recursos del equipo de respuesta de accidentes de Colgan Air están siendo movilizados y estarán dedicados a cooperar con todas las autoridades que están respondiendo al accidente y a contactar a los familiares para proporcionables asistencia”, agrega el comunicado.

Colgan Air, con sede en Manassas, Virginia, no respondió de inmediato las llamadas de la AP buscando más información.

Investigadores de la Administración Federal de Aviación (FAA por sus iniciales en inglés) se unirán a un equipo de la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte que estará a primera hora de la mañana en el lugar del accidente, dijo desde Washington Laura Brown, vocera de la FAA.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: